Negocios

Cinetix Xalapa, pasado un año de su apertura

Ir al cine en la ciudad de Xalapa es sencillo, pues hay una cantidad enorme de ofertas para el entretenimiento en películas de proyección. Sobre todo en las temporadas altas, como verano e invierno, podemos ver prácticamente cualquier película en la capital del estado de Veracruz. Hace poco más de un año, la oferta creció debido a la apertura de Cinetix, quienes con pocos recursos dispuestos para la publicidad se fueron dando a conocer principalmente por medio de redes sociales y recomendaciones personales. Su propuesta era sencilla: Ir al cine en Xalapa no tiene por qué ser caro, incluso si ves una película cómodamente y con calidad. Pero eso fue hace ya más de un año. ¿Cómo están las cosas ahora?

Lo bueno, de película

Lo que es una delicia en cinetix, aún a la fecha, es poder llegar a taquilla, comprar boletos muy económicos – sobretodo comparados con Cinépolis, la cadena que domina en ventas en la ciudad – y entrar a sus salas cómodas y con buenas pantallas de resolución 4K. Por un boleto de $35 (con credencial de estudiante) puedes entrar a ver películas en 2D, excelente resolución y fantástico sonido; además, puedes sentarte en asientos francamente muy cómodos. Así pues, si buscas economía, puedes pasártela bien sin gastar mucho.

Otro valor agregado que mejoraron con el paso de los meses es su dulcería, pues sus nachos, hot dogs y palomitas son de la mejor calidad. Además cuentan con otros dulces de varias marcas reconocidas y venden unas crepas que son de agasajo.

Lo malo, de terror

Cinetix adolece de detalles que, a pesar de lo barato de las entradas, te puede arruinar el buen momento y hacer que tu económico pase a la diversión se transforme en una costosa tarde de arrepentimiento. Por cuestiones del local que rentan en Plaza Ánimas, el multicinema no cuenta con baños propios. No es que no quieran o deseen instalarlos, lo que sucede es que el local no es el más apto para instalar un cine y la tienda departamental de abajo no da permiso para que los baños se terminen de colocar. Por tanto, hay que salir de la sala, después ir fuera del local y caminar al rededor de 30 metros para llegar al baño, que aunque no están muy lejos, deberían estar dentro de las instalaciones del cine.

Otro detalle que no puede ser pasado por alto es el espantoso aroma a cigarro que está en todas las salas. Un cine debería de ser libre de humo de tabaco, pero Cinetix, a pesar de que no permite fumar, huele demasiado a cigarro. ¿Cual es la razón? Quizá los empleados o encargados fuman tras proyectores. Esperemos que no ocurra nunca un accidente y que el fuerte aroma de tabaco siga sin molestar a quienes asisten.

Y ojalá no se te ocurra llegar a la sala en temporada de lluvias, porque algunas salas tienen goteras que pueden darte un susto si tu asiento se encuentra bajo la filtración. Consejo: puedes reconocer la gotera porque seguramente la gerencia dejará una cubeta de palomitas de los minions (o alguna otra que tengan por allí) para colectar el agua que cae, así que si la ves, no la quites y mejor busca otro asiento.

Otro de los detalles que nunca se pudieron solventar y, a la fecha es muy molesto, es que las salas no están debidamente aisladas de los sonidos de las salas aledañas. Si entras a ver una película romántica, tendrás que aguantar las explosiones, balazos y derrapones que llegarán por cortesía de la película de acción de al lado. Nada más bello que una escena de amor acompañada de la pista de audio de un blockbuster de verano.

Lo peor es la informalidad de sus proyecciones. ¿Quieres ver una película subtitulada? Olvídalo. Darán preferencia a las dobladas. ¿Encontraste película subtitulada en una sala? Puede ser que tengas que verla doblada de todos modos, porque hacen los cambios según el criterio de la gerencia. ¿No se llenó el mínimo de butacas? Es probable que te cambien de horario, porque quizá quieran ahorrarse la proyección. Esto lo hacen por que así, pueden llenar más salas cuando tienen muchas visitas.

Si nada de eso te molesta y prefieres costear baratas tus entradas, entonces, vas a encontrarte bien en Cinetix.

La comparación con Cinépolis

Cinetix no ha podido llenar los zapatos de Cinépolis en una buena cantidad de cosas. El no contar con una cartelera en línea es muy molesto, pues uno debe moverse de un punto a otro de la ciudad para comprar los boletos; tampoco se pueden hacer reservaciones y la única manera de enterarse de las proyecciones es a través de sus redes sociales, donde ponen sus horarios en imágenes diseñadas en powerpoint. Algo es algo.

No hay un tótem donde se pueda ver qué películas proyectan a las afueras de la plaza, por lo que incluso, hoy a la fecha, mucha gente desconoce que hay un cine en plaza ánimas. Y quienes saben del cine, no lo recuerdan fácilmente, pues está hasta el fondo y oculto del centro comercial.

Por otro lado, la cantidad de opciones que da Cinépolis rebasa por mucho a Cinetix: Sala en 4DX, Sala infantil, Sala VIP, Sala de arte, cafetería muy surtida, dulcería con muchas opciones, salas en tres plazas comerciales de la ciudad (Plaza Américas, Plaza Museo y Plaza Krystal con su versión más económica, igualando los costos de Cinetix). La cadena cuenta con dos tipos de membresías, vales de 2×1, descuentos en tu cumpleaños, promociones diversas ¡y venden Coca-Cola! En Cinetix venden Pepsi (y en vasos sobrantes de Ice). Lo mejor es poder entrar con tu celular a la aplicación, seleccionar sala, película, horario, idioma, aplicar tu membresía, acumular puntos, obtener descuentos y llegar a la entrada con un código de barras para entrar de inmediato a tu asiento numerado. ¡Bum! La tecnología al servicio de tu entretenimiento. Sí, puede llegar a ser muy costoso (según la sala, día y si tienes o no membresía), pero cada peso lo vale, al menos en comparación. Es verdad, Cinetix tiene a la venta cuponeras para obtener descuentos, pero es sólo en temporadas bajas y no generan ningún tipo de fidelización de clientes y no te premian por asistir cada vez al cine, más bien, vas porque es barato.

Como antes dijimos, si deseas divertirte muy económico y no tienes problemas con las carencias del cine, está bien, encontrarás cosas buenas en Cinetix, pero seamos honestos: lo barato sale caro. Y no es que Cinépolis la libre, también tienen sus cosas (y a veces muy malas), ya las comentaremos después.