Noticias

Pan tradicional del Totonacapan conquista a turistas extranjeros

Publicado el
  • Diariamente se preparan más de 500 piezas de pan para ofrecer a los turistas que asisten a la Plaza del Danzante en el Parque Temático Takihlsukut

Papantla, Ver., 22 de marzo de 2014.- Agua, manteca, huevo, azúcar y levadura son los ingredientes del pan tradicional del Totonacapan, el cual desde el inicio de Cumbre Tajín, La revelación de lo posible, ha conquistado el paladar de los turistas nacionales y extranjeros que día con día visitan la Plaza del Danzante, lugar donde se obsequian degustaciones a los espectadores.

Una de las cocineras, la señora Epifanía González De León, platicó que para ofrecer a todos los turistas esta degustación, deben preparar la masa de hornear desde las siete de la mañana.

Externó que en total se preparan más de 500 panes, las cuales se comparten entre los presentes en distintos tipos como conchas, caracoles, cemitas y roscas, dijo que el compartir con los foráneos este delicioso alimento refuerza la gastronomía tradicional de la región, que comprende desde los bocoles, las estrujadas y tamales, hasta el pan del Totonacapan.

“Estoy contenta porque a la gente le gusta el pan y se quedan contentos. Hay quienes quieren comprarnos, pero sólo lo regalamos para que lo prueben. Los turistas quedan con buen sabor de boca”.

En compañía de más cocineras, González De León se dijo satisfecha por atender a todos los visitantes que ingresan al Parque Temático Takilhsukut pues “es un honor ser admirados y reconocidos por nuestras costumbres y gastronomía, por eso, agradecemos la presencia de los señores visitantes porque se van contentos y con antojo de nuestra comida”.

En ese sentido indicó que turistas de Japón, Estados Unidos, Francia y Europa han quedado hechizados con los sabores dulces y salados del pan casero de las familias totonacas. “En su idioma nos dicen que está muy rico, hay ocasiones que no alcanzan las piezas, porque viene mucha gente y eso para nosotros vale mucho”.

Al sacar del horno de barro algunas piezas señaló que dentro del Centro de las Artes Indígenas (CAI), niñas y jóvenes son educadas para la realización de este delicioso alimento a fin de que se preserve en la tradición.

Deja un comentario